Apoderados de III Básico reflexionaron sobre el pecado y el sacramento de la reconciliación

Responsive Image
Publicado: jueves 28 de julio de 2022 a las 01:33 hrs.
Lo hicieron en el marco de una catequesis, que se desarrolló con el objetivo de reconocer la importancia que la confesión tiene para el crecimiento de sus hijos en la fe y para todos los cristianos.

En la reunión, efectuada el miércoles 27 de julio, en la Capilla del CVD, los papás y mamás del nivel analizaron primero lo que significa la palabra “conversión”, desde el punto de vista eclesiástico y que está muy ligada a la reconciliación con Dios.

Los asistentes a esta instancia de formación estuvieron de acuerdo en que el término consiste en aceptar a Cristo como Dios y guía. Se trata de disponer el corazón para amar a Dios y no ofenderlo a través de las faltas.

En el encuentro, dicha consideración fue complementada con los valiosos testimonios de un laico y un hombre de fe. El primero de ellos fue entregado por Felipe Rivera, apoderado que trabajó como delegado de Formación Cristiana del Centro de Padres; mientras que el segundo fue estuvo a cargo del P. Felipe Hermosilla svd., quien se consagró como sacerdote de la congregación hace, más o menos, un año y actualmente prepara su viaje para ir a misionar a Paraguay.

Ambos oradores coincidieron en que el camino de la conversión no siempre es fácil, puesto que hay que dejar las cosas de este mundo para aceptar la voluntad de Dios.
Posteriormente el capellán del Colegio, P. Roberto Díaz svd., efectuó una reflexión central, detallando las características de la conversión sacramental, en el sentido que convertirse es reconciliarse con Dios. Supone arrepentirse de cada uno de los pecados cometidos y una vez, en estado de gracia, trazar el camino para seguir a Dios sin condiciones.     

Al terminar su intervención, animó a los apoderados a acompañar y orientar a sus hijos quienes, muy pronto recibirán el sacramento de la reconciliación por primera vez.
 


Catequesis III Básico

Iniciativas Verbitas