Responsive Image

Juan Carlos Said, generación 2000

“Para que la pandemia esté controlada, el número de casos diarios tienen que ser alrededor de 500 o menos”

Era el año 1993 cuando Said llegó a V Básico al Colegio del Verbo Divino, proveniente desde el otro lado de la cordillera, con un notable y evidente acento trasandino que poco a poco fue dejando de lado. Conocido por participar en varias actividades de acción social, ser el mejor para el ajedrez, idas a la Biblioteca y su gran empeño en Básquetbol, salió de 4° Medio en el año 2000 para entrar a estudiar Medicina en la Pontificia Universidad Católica de Chile (PUC).

Hoy, a 21 años de haber egresado, es Médico Cirujano de la PUC, Máster en Salud Pública en Imperial College en Londres y Médico Internista en el Hospital Sotero del Río, entre otros. Particularmente en 2020 y 2021, le ha tocado vivir de cerca la realidad de la pandemia del COVID-19, y ha participado constantemente en diversos medios de comunicación opinando desde su experiencia.

“Carlitos” o “Said”, más conocido en su intimidad, nos cuenta en profundidad su paso por el CVD y la actualidad de la pandemia en nuestro país.

 

FORMACIÓN MISIONERO 

¿Qué recuerdos tienes de tu llegada al CVD?

El primer día yo estaba muy motivado y ansioso. Mi padre estudió en el CVD y siempre me contaba sobre el Colegio, entonces yo tenía muchas ganas de entrar y conocerlo. De todas maneras, recuerdo que no era seguro que yo entrará, nos estábamos cambiando de país y había postulado a varios colegios más pensando en la posibilidad de que no quedara, pero finalmente quedé y estaba súper contento, fue una gran experiencia.

¿Cómo calificarías tu paso por el Colegio del Verbo Divino?

Lo pasé muy bien, lo que más destaco son los amigos que hice, ya que son los que conservo hasta el día de hoy. También hay algo que en el CVD siempre ha sido muy importante que es el tema de los deportes, si bien yo no era muy bueno, pero sí empeñoso, siempre me sentí muy acogido en básquetbol, recuerdo que los profesores no solamente enseñaban técnicas propias del deporte, sino que también transmitían valores importantes para el desarrollo profesional de cada uno.

Said, (N° 14), con la categoría Superior de la selección de Básquetbol CVD año 2000.

¿Cómo describirías a Juan Carlos Said alumno?

(Ríe) Mira, yo era bien mateo, un poco nerd y estudioso, además, siempre quería estar en todas. Yo era el que se metía a todos los talleres, actividades extraprogramáticas y deportes. Iba muchísimo a la biblioteca y sacaba hartos libros, que es una pasión que conservo hasta ahora, la de leer mucho y que fue incentivada por los propios profesores del Colegio.

¿Qué significa el CVD para ti?

Es un lugar al que le tengo muchísimo cariño, es como la casa de uno donde conocí gente muy valiosa, aprendí no solamente conocimientos técnicos, sino también valores y actitudes para la vida.

¿Cuáles son esos valores que aún conservas?

Yo aprendí mucho a través del básquetbol, el deporte te enseña mucha responsabilidad, compromiso, sacrificio, trabajo en equipo y preocupaciones. Considero que éstas son cosas que son importantes para la vida y precisamente hacen falta en nuestra sociedad, en el sentido de mayor comunidad y responsabilidad respecto a otros, un país lo construimos ayudándonos entre todos.

¿Cuánto influyó el CVD en tu carrera profesional?

Mira, creo que los trabajos sociales influyeron en mí en el sentido de que siempre hubo una conciencia de que valía más la pena la vida ayudando a otras personas o haciendo un esfuerzo por otros, y esas son cosas que me quedaron para siempre. La Medicina es un trabajo que vale la pena hacer, es apasionada, alivia el dolor y considero que hay pocas cosas en la vida más gratificantes que poder ayudar a otras personas. La motivación para esto surgió precisamente de mi etapa escolar, de las clases de Biología, es una mezcla de cosas que se combinaron factores como mi curiosidad científica y la acción social impulsada por el Colegio, la de poder ayudar a otros.


Imagen biografía anuario año 2000. Said es Máster en Salud Pública y actualmente trabaja como Médico Internista en el Hospital Sótero del Río.

PACIENCIA PANDÉMICA 

A tu juicio, ¿Cómo se ha manejado la pandemia COVID-19 en nuestro país?

Hay varias cosas que han hecho bien y otras mal. Destaco cosas que se han hecho bien como la importación rápida de vacunas y su proceso de vacunación y la gestión del sistema hospitalario que ha sido notable, la gestión de las camas críticas. Por otro lado, las cosas que han fallado son la trazabilidad, la capacidad de encontrar contactos y ubicar a los enfermos para aislarlos, y ahí está el secreto de los países que han sido exitosos con el control de la pandemia.

Creo también que, si en un futuro queremos salir de esta crisis, debemos apuntar a mejorar la trazabilidad, hacer un esfuerzo por importar vacunas más efectivas, cortar la circulación del virus y ojalá esta pandemia nos deje algunas lecciones para entender la necesidad de reformar nuestro sistema de salud. Esta pandemia ha tenido una gravante social evidente, golpeando a las personas más vulnerables teniendo una tasa mayor de mortalidad que las personas que tienen más recursos, ya que tienen más posibilidades de realizar una cuarentena. Ojalá que después de la nueva constitución se pueda realizar una mayor equidad en el sistema de salud, que es clave, no sólo para poder enfrentar los desafíos sanitarios actuales, sino también para los que vienen en un futuro. Esta pandemia estará un par de años más dando vuelta, y tampoco será la última, es ahí la importancia de fortalecer nuestro sistema de salud.

¿Cómo ves la situación actual de la pandemia en Chile y el mundo?

Hoy hay una mejora, no hay duda, pero es una mejora que yo me la tomaría con freno de mano, es decir que hay mucha incertidumbre hacia el futuro, ya estamos viendo lo que está pasando con la variante Delta y que tiene una menor sensibilidad a las vacunas. También pese al éxito del proceso de vacunación, hay muchas personas de los grupos entre 18 y 39 años que no están vacunadas. Es innegable la mejora, pero sigue el número de hospitalizados muy alto, de hecho, hoy tenemos más hospitalizados que en el peak de la pandemia en julio del año pasado, por lo tanto, los contagios sí han ido descendiendo, pero aún tenemos muchos hospitalizados y además de la nueva variante que genera muchas dudas. 

Entrevista con el periodista José Luis Repenning en Meganoticias mayo 2020.

¿De todas las personas hospitalizadas hoy, cuántos no están vacunados?

La gran mayoría son personas que no están vacunadas, y esta nueva variante que está llegando está afectando a personas más jóvenes. Hoy hay muchos hospitalizados menores de 50 y 40 años, y precisamente en ese grupo, hay un gran número de personas que no están vacunados, de hecho, la mitad de las personas entre 18 y 39 años que están hoy hospitalizados no están vacunados, y eso nos deja en una posición bastante frágil.

¿Qué crees que se vislumbra para lo que queda de año respecto al COVID-19?

Lo que queda de año será muy complicado, será de ida y vuelta, sobre todo con la aparición de la variante y en el contexto de que, si bien el proceso de vacunación ha sido exitoso, sigue habiendo muchas personas que aún no están vacunadas. Para mí, es necesario que los niños vuelvan a clases, pero hay que priorizar que el regreso a clases sea sobre la apertura de comercios como son los casos de los malls, ya que no hacen mucho sentido social ni tampoco de salud pública. Sabemos que muchos niños reciben alimentos en los colegios, contención emocional y varios tipos de apoyo. Creo también que para que ese regreso a clases sea seguro y tenga el respaldo de la ciudadanía, es importante avanzar en el proceso de vacunación de los niños, ya está aprobado la vacuna para niños de 12 a 17 y se está trabajando en la autorización para menos de 12, que es muy probable que estén disponible en un par de meses más.

¿Cuándo y cómo nos daremos cuenta de que le ganamos a la pandemia?

Para que la pandemia esté controlada, el número de casos diarios tienen que ser alrededor de 500 o menos, es una cifra en la cual sabemos que el virus existe evidentemente, pero permite poder hacer mejores medidas tradicionales, trazabilidad, toma de exámenes, ubicando rápidamente a los contactos estrechos y aislando a los enfermos. Cuando los contagios están en el rango de los miles, es muy difícil contener una pandemia, imagina que cada contagiado de esos 4 mil diarios estuvo con 5 personas, ya tienes que ubicar a 20 mil personas, así es muy difícil. Cuando la pandemia escapa un número de casos se vuelve inmanejable, sobre todo sin medidas más restrictivas como las cuarentenas, porque justamente se empiezan a desbordar los sistemas hospitalarios. Por eso creo que Chile debería cambiar la estrategia a “Cero COVID”, no de aprender a vivir con el virus, sino de eliminarlo completamente, para eso tenemos que mejorar la trazabilidad, aumentar la toma de exámenes de antígenos, emigrar a vacunas más efectivas y probablemente volver a un nuevo tipo de cuarentenas, cambiando el concepto, haciendo algo más intenso, acotado y al aire libre, reduciendo la movilidad fuera de las comunas, usando la fórmula corto circuito, cortando por algunas semanas el transporte público entre comunas, permitiéndoles que estén solamente en sus comunas, al aire libre con mascarillas, estableciendo zonas libres y burbujas libres de coronavirus.

Participación en el matinal de Chilevisión "Contigo en la Mañana" año 2020.

¿Qué mensajes como médico le darías a toda la comunidad del CVD respecto al COVID-19?

Mucho ánimo y paciencia, desgraciadamente esto no es algo que pasará de un día para otro. Cuidar su salud mental, no es necesario leer toda la información a la que uno tiene acceso, mejor recurrir a las fuentes oficiales y fidedignas para no estresarse. La página web del Minsal y la Organización Mundial de la Salud, ahí están resueltas todas las dudas y evitan esta fatiga pandémica de tanta información falsa que termina estresándonos a todos. La salud mental también es salud, no todo es coronavirus o neumonías, considerando que aún falta mucho para poder salir de esta situación.

Títulos y cargos:
-Máster en Salud Pública, Imperial College en Londres.

-Médico Cirujano de la U. Católica.

-Especialidad en Medicina Interna de la U. de Chile.

-Pasantía en Harvard Medical School en Boston y en Heidelberg Universität en Alemania.

-Medicina General U. Católica.

-Consultor Área de Salud Salutari Consultores.

-Médico Residente Servicio de Urgencia Clínica Alemana.

-Médico Internista Hospital Sotero del Río.

-Cofundador de la Clínica Somno.

-Cofundador y Director Área de Salud Fundación América Transparente. 


Imagen biografía anuario año 2000.

Recordando:
Asignatura favorita: Historia, Castellano y Literatura.
Profesores que recuerdes con cariño: Jorge Rojas, Jaime González, Néstor Gutiérrez, José Luis Rebolledo, Fernando Seguel y Roberto Herrera .

Deporte preferido: Básquetbol.

Actividades extraprogramáticas: ajedrez.

Acción social: Misiones en Puerto Domínguez y Peleco.

Recuerdos sociales: Los interescolares, no me perdía ninguno.